Dirección Asistida

Podemos actuar apoyando a tu departamento de Sistemas o a la Dirección General, con nuestro servicio de Dirección Asistida. Este servicio consiste en poner a disposición de la Empresa Cliente a uno (o varios) de nuestros consultores, habitualmente como adjunto a la Dirección General, actuando como Director de Sistemas “bajo demanda”.

Nuestra División de Consultoría te podrá asesorar específicamente sobre la selección, adquisición e instalación de sistemas de gestión, equipos, software, seguridad y auditoría informática, rightsizing y downsizing, selección de personal, etc. Incluso te ayudará a desarrollar nuevos Sistemas o Aplicaciones que puedas necesitar en tu Compañía, “a medida” de tus requerimientos. Desde ERPs o CRMs, hasta complejos sistemas de Cadena de Aprovisionamiento (SCM).

Dentro de nuestra División de Consultoría, nuestro servicio “estrella” se denomina Dirección Asistida. Como su nombre permite adivinar, nuestros socios-consultores pueden apoyar a su departamento de Sistemas, a determinada dirección o a la Dirección General, bien como adjunto o, incluso, como responsable de Sistemas de la Empresa.

Este perfil, ofrecido exclusivamente por socios-consultores, puede actuar como adjunto a la Dirección de Sistemas, como sustituto provisional del responsable de Tecnología, como responsable de un área de IT (por ejemplo, Internet), como adjunto técnico a la Dirección General o como tu propio Director de Sistemas, trabajando “bajo demanda”: reuniones, gestión y seguimiento de proyectos, posicionamiento Web personalizado, auditoría de sistemas, diseño funcional de aplicaciones, asesoría y asistencia personal, selección de recursos humanos o cualquier otra tarea técnica que tu empresa necesite.

Todo ello con una flexibilidad total de horarios y tipo de actividad, puesto que este servicio puede ser facilitado por el socio-consultor cuyo perfil más se ajuste a cada problemática. De esta forma podemos asumir una gran variedad de actividades para atender cualquier demanda específica. Dispón de un completo departamento de tecnología “bajo demanda” y con coste variable, con las ventajas que ello conlleva.